Ojos secos

Tener los ojos secos es unas de las dolencias que en la actualidad sufre con mayor incidencia gran parte de la población que pasa muchas horas utilizando pantallas de diferentes dispositivos, desde el móvil hasta el ordenador personal.
La sequedad ocular produce una serie de molestias que pueden acabar dañando la superficie ocular. Se reconoce generalmente como la “sensación de cuerpo extraño dentro del ojo”, o “tener los ojos llenos de tierra”.

La lágrima ocular forma una pelicula que se distribuye por el ojo y facilita el normal funcionamiento del mismo.

– Proporciona una superficie lisa y regular que facilita que la visión sea óptima.

– Mantiene el confort del ojo.

– Protege de agresiones externas.

– Lubrica el ojo para evitar el rozamiento ocasionado por el parpadeo.

– Nutre y mantiene limpia la superficie, favoreciendo la eliminación de residuos.

La superficie ocular está continuamente expuesta a agresiones que producen pérdida de humedad. Si no se regenera de manera natural, es necesario intentar compensar esta pérdida ya que si no, se pueden producir daños.

Las causas de la sequedad ocular y de tener la sensación de los ojos secos son muy variadas, sin embargo, los síntomas son comunes:

– Sensación de ardor o quemazón en los ojos.

– Sensación de arenilla, sequedad y cuerpo extraño.

– Dolor, pinchazos, pesadez de párpados y fatiga ocular.

– Enrojecimiento, lagrimeo y visión borrosa.

Con una descripción adecuada de los síntomas, en Farmacia pintos le podemos proporcionar unas recomendaciones para mejorarlos o algún tratamiento para aliviarlos.

Tratamiento de la sequedad ocular.

Si tiene los ojos secos, tome nota de estas recomendaciones básicas y tenga en cuenta que seguramente tenga que aplicarlas de por vida:

Evite en la medida de lo posible las corrientes de aire y los lugares cargados de humo.
Hay soluciones y toallitas estériles para limpieza de párpados que pueden ayudarle. La higiene palpebral es básica para el alivio de las molestias.
Aplíquese lágrimas artificiales para ojos secos, de más o menos consistencia (soluciones o geles). En nuestra farmacia le recomendaremos cual se adapta mejor a sus necesidades.
El tratamiento generalmente no es curativo, sino sintomático, y busca mejorar la superficie ocular y la sensación de malestar. Siempre será a largo plazo, incluso de por vida, y hay que saber si algún fármaco de los usados altera la producción de lágrima.

Lágrimas artificiales

Son preparados que emulan las características y propiedades de las lágrimas naturales. El objetivo de su uso es mejorar los síntomas de los ojos secos sin producir irritación ni perjudicar la secreción de la lágrima natural. Su uso es muy sencillo y tras su aplicación no se produce visión borrosa.

En general, son en monodosis. No tienen conservantes, lo que disminuye los efectos nocivos sobre la superficie ocular. Pero con su sistema de cierre especial, no entra aire y no se produce contaminacion bacteriana.

Su principal componente es el hialuronato sódico que es un componente de la estructura ocular que tiene la propiedad de estabilizar la lágrima, consiguiendo un mayor confort y disminuyendo la sensación de sequedad. Además, retiene el agua de la lágrima (aproximadamente el 98% de la lágrima es agua), una propiedad que mejora los efectos que trae consigo una menor producción de lágrima.

Las propiedades de estas gotas humectantes son:

Aumento de la estabilidad de la película lagrimal.
Aumento de la humedad corneal.
Disminución de la evaporación lagrimal.